24.5.08

¿Justicia? ¿Donde?


Leyes que nacen con nombres y apellidos grabados, leyes para ciertos grupos económicos, leyes que benefician a unos cuantos poderosos económicamente. Si, así como se escucha; como si hacer leyes, fuera poner artículos para el comercio en una vitrina.


Por otro lado, quienes hacen cumplir la ley, lo hacen como si se tratara de vender boletos de avión, marcando diferencias entre clase económica y clase preferencial, haciéndola implacable contra el débil económicamente y flexible para algunas familias.


Hace algún tiempo, la ley de quiebras fue modificada, por “algunos” en función de otros pocos. Una de las modificaciones consistía en permitir que aquellos que quiebran, puedan salir del país sin necesidad de solicitar la autorización del juez de la causa.


Se supone que quien esta quebrado no tiene dinero, y quien no tiene dinero difícilmente puede viajar, pero esta no es la realidad de Panamá el país donde lo inesperado es la regla, donde el sistema de salud mata a las personas y el transporte público puede llevarlo a usted directo al cementerio.Para rematar el sistema de justicia no nos ayuda mucho, pues fácilmente quien tiene plata se salta, o se le puede modificar el debido proceso, omitiéndoles procedimientos como por ejemplo: no se les notifica, para que no puedan ser llevados a audiencias, y nunca jamás se les detiene preventivamente, como si se le haría a cualquier otro del pueblo.


Nos preguntamos porque no modifican la ley de quiebras, de manera que quien quiebra fraudulentamente, no pueda salir del país, además que le sean incautados sus bienes sus cuentas bancarias y los de sus testaferros, pues esto perjudica a muchas personas y podría comparársele con aquel narcotraficante, que perjudica a particulares en su patrimonio y su salud, por esto consideramos que un quebrador fraudulento es un delincuente, un enemigo publico.


Desde el punto de vista político, debe prohibirse a los diputados con intereses creados en, negocios relacionados a, o con clientes o amigotes vinculados con, la ley que proponen, pues esto no es más que vil clientelismo, una forma de corrupción rampante.Y quien hace valer las leyes, no puede olvidarse de lo que dice nuestra Constitución Nacional cuando dice que no habrá ni fueros ni privilegios, pues ante la ley todos somos iguales.


Señores juzgadores no podemos permitir que sujetos con apellidos rimbombantes y situaciones económicas bastante favorables, no se les aplique las normas con rigor como se le aplica sin remordimientos al hijo de la cocinera por el solo hecho de no tener medios económicos para pagar abogados que prácticamente inventan subterfugios legales para perderle el rastro al sistema.
- una vez le preguntan a un tipo rico que cual es la solución para acabar con la pobreza. El pregunta que si quieren la dificil o la facil, la persona le dice que la dificil a lo que el responde que crear políticas macroeconomicas que incluyan salud, educación y progreso... luego le preguntan cual es la facil, el dice que crear políticas macroeconímicas que incluyan desarrollo militar y más nada, y la liberación del mercado... la persona le pregunta que como es eso posible, el rico responde bueno matas a todos los pobres con el ejercito, y luego a los soldados de hambre, LISTO, ACABADA LA POBREZA-

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Favor combatir la idea y no al mensajero, gracias!