4.5.11

Recordando al Profe Raúl Leis


Atención: Las honras fúnebres del Profesor Raúl Leis se realizarán el miércoles 4 de mayo de 2011 en la Catedral de San Felipe a las 2:00 p.m.

Al Profe siempre lo vi en las manifestaciones, en los artículos del Panamá América, en eventos culturales pero no fue hasta el año pasado que pude hablar con él en un taller sobre Análisis de Coyuntura que organizó Manos & Cerebros. Conciso y preciso, el Profesor Leis nos dijo que la clave del análisis de coyuntura era buscar las contradicciones que existen entre actores dentro de la estructura social-cultural, política y económica, y que ningún análisis podía hacerse olvidando la historia de esa estructura, teniendo en cuenta los objetivos (plan de país) de cada uno de los actores. Suena un poco complicado ahora que lo digo yo, pero el Profe nos ponía ejemplos altamente concretos y sobre todo jocosos que hicieron que el tema fuera tan sencillo como 2 y 2 son 4. En aquel tiempo Bosco salía más por la televisión lo que dio pie a reírnos mucho del tenebroso alcalde para entender lo que es el análisis de coyuntura, luego se nos regó el café dejando en el aula Paulo Freire de las oficinas de CEASPA un fuerte olor a grano molido que hizo más interesante la tertulia. 
No recuerdo en qué momento del taller el Profe dio un consejo que me he tomado muy en serio desde entonces: “Hay que dedicar tiempo a la familia y a la recreación. Muchos compañeros (as)  han perdido la cordura y la salud emocional por dejar eso en segundo plano”.
Creo que hablaba con mucha propiedad, tanto en el tema cajonero de ese día como cuando nos dio aquel consejo, prueba de ello es que muchísima gente le tenía una alta estima en el ámbito de la lucha social, la política y la intelectualidad panameña  (hablando de eso es de destacar que él sí era un intelectual que no rehuía a su responsabilidad como tal), ya verán como se abarrota la Catedral.  
A pesar de ser todo un estudioso de la sociología y mucho más, que podía darse el tupé de omitir opiniones desde un punto de vista personal, rara vez he leído algo de él que no tenga alguna base científica, entendiendo como base científica algún estudio bien elaborado, con una metodología certera en algún tema específico, en pocas palabras, se puede decir que Raúl Leis era muy respetuoso de eso que Umberto Eco llama la humildad intelectual. 
Finalmente, hay que decirlo, aunque ahora pueda sonar un poco trillado: Raúl Leis no ha muerto, allí tenemos a la mano sus artículos de opinión, sus libros, sus obras teatrales, que harán inmortales sus ideas cada vez que las leamos, no está de más decir que en estos tiempos de injusticia aquellas letras no pueden quedar a merced de las polillas y el polvo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Favor combatir la idea y no al mensajero, gracias!