5.9.11

La hermosura de la danza

 
 Para apreciar mejor este video recomiendo poner pausa al reproductor de música que está aquí al ladito. 

El Jueves 8 de septiembre como a las 7:00 P.M. se estará celebrando en el Teatro Nacional el aniversario No. 63 de la Escuela Nacional de Danza. Hay que ir

Hoy tuve el honor de conocer a algunas muchachas y muchachos de la escuela de Danza del Instituto Nacional de Cultura de Panamá; aquella experiencia me llenó de muchas energías positivas, aunque sinceramente ni aunque yo quisiera podría dar esos pasos increíbles que dan ellos (imagínense yo de puntitas así como en ballet) que retan a la anatomía y las mismas leyes de la física, un salto, un arabesque o un plié hechos con tanta elegancia pero a la vez con muchísima fuerza. Sus expresiones faciales al bailar son otro cuento, a veces sonrientes a veces altaneras, él la carga en un pas de deux por encima de sus hombros, ella besa el viento, se muestra altiva en las alturas, el ríe pícaramente y así sucesivamente…
Sí. La flexibilidad, la destreza y hermosura de sus cuerpos son muestra de toda esa disciplina con la que se dedican a su arte, pero la cuestión no acaba allí y es que conversar con ellos es demasiado hermoso, pues tienen un sentido del humor que fluye como su danza, sobre todo el amor. El amor que se expresan cada vez que pueden con una caricia, un abrazo, un beso, una frase bonita “te ves linda mi amor” “te quiero” y esas cosas que se dicen los enamorados, pero todos más que novios y novias, parecen ser hermanos y es que el vinculo desarrollado en cada movimiento de baile ha forjado en sus personalidades y relaciones mutuas esa confianza que se tienen, no hay prejuicios entonces, para expresarse amor de todas las formas… Es que la danza es algo más que mover los pies. Para la danza, como me lo demostraron estos chicos, hay que mover las piernas y el corazón, apoyarte en alguien y dejar que te sostenga, confiar en la fuerza de sus brazos y sentir que hasta el alma vibra… Si todos pudiéramos danzar aunque fueran 5 minutos al día (mejor si es acompañados) estaríamos libres de estrés y llenos de amor, quizá la violencia y la agresión no existirían.  
Compartir con esas chicas y chicos me hizo pensar en todo el talento que hay en Panamá y que a veces olvidamos que existe y eso aplica incluso para mucha gente que está en el ámbito de la producción artística en cualquiera de sus disciplinas ya sea la literatura, las artes plásticas o escénicas, que creyendo que su propio arte es el único o el mejor,  se encierran en ese mutismo y luego los egos desmedidos no les dejan ver lo hermoso del arte del compañero o la compañera que de una u otra forma también escogió este difícil camino de ser artista, aunque con un enfoque diferente.
No desaprovecho esta oportunidad para invitarles a que cada vez que puedan apoyen al artista nacional, sea comprando un libro, yendo al teatro a ver una obra o una presentación de danza, no desaprovecho tampoco para invitarles este jueves como a eso de las 7:00 p.m. al Teatro Nacional pues se celebrará el 63º aniversario de la Escuela de Danza de Panamá y podrán ver a estas chicas y chicos de los que les he hablado.

4 comentarios:

  1. Excelente! Mucho de este talento no se conoce, tenemos que apoyarlos!!!

    Olguita
    www.BuscandoFashion.com

    ResponderEliminar
  2. El apoyo hace que nos dejen en alto culturalmente y que otros se unan al arte de la danza sea cual sea.
    Gracias por escribir esto, Gracias por adentrarte a este mundo.
    Saludos

    A.

    ResponderEliminar
  3. A mí me encanta la danza, cuando puedo, voy a ver el ballet o danzas flamencas, me fascinan!
    :)
    Muy bien por el apoyo!
    saludos!

    ResponderEliminar
  4. Muchas gracias por sus comentarios. Besos para ustedes!

    ResponderEliminar

Favor combatir la idea y no al mensajero, gracias!